¿Quiénes Son los Verdaderos Héroes?

5

Por Francisco Duarte

Distinguir a los héroes verdaderos de los falsos no es una tarea sencilla. Si no queremos ser engañados y tomar a nuestros enemigos por aliados y viceversa consideremos que los héroes reales luchan con entendimiento por cambios en beneficio de la sociedad. Se identifican por su carácter y por sus actos. El héroe real tiene convicciones sólidas, piensa y actúa más allá de sus propios intereses, no permite ser corrompido por el poder temporal, se identifica con el dolor ajeno y lucha por aliviarlo.

Como ejemplo tenemos a los héroes sociales, esos que intervienen cuando existe una necesidad, librando del peligro a alguien encerrado en un vehículo volcado, el que aún a riesgo de su vida se aventura entre las llamas o en las aguas para salvar la vida de algún semejante. También existen los héroes  míticos, los de Disneylandia. Esos héroes indestructibles con súper poderes que llegarán en el momento en que los necesiten. Ellos  son famosos, populares; son los que retiran los elementos tóxicos de encima de las aguas, destruyen los cometas que amenazan la existencia sobre la tierra etc. Abajo el lecho de ríos y mares pueden estar cargados de podredumbre y basura, pero ellos nunca llegan hasta allá, de hacerlo podrían dejar de ser lo que son. Su tarea es combatir a quienes a la vista de todos son los elementos nocivos a la sociedad, los que roban bancos, destruyen cualquier cosa por lograr sus objetivos. Eso sí, jamás cuestionan a los Bancos que roban; su misión ineludible es detener a quienes amenazan con destruir una ciudad en llamas ignorando a quienes destruyen el mundo apoderándose de sus recursos. Es que actuar en contra de ese sistema  convertiría en indeseados a los Super Man o Bat Man de la fantasía. De convertirse en anti sistema, el pueblo que hoy los aclama en su función salvadora, los pudiera confundir fácilmente con enemigos de la tranquilidad, del status quo. 

La historia de la humanidad esta plena de ejemplo de héroes y anti héroes que a menudo fallamos en identificar. Desde la “colonización” se han tenido como héroes a los fundadores peregrinos. A los disidentes se les perseguía y se los consideraba enemigos de la corona, a los nativos como salvajes agresores y el público cree lo que sea de acuerdo a la versión dominante de la historia. Aun nos preguntamos si el héroe era el dictador Fulgencio Batista o el revolucionario Fidel Castro, o era El Che o el dictador Boliviano y sus aliados de la CIA, Fujimori o los enemigos de su gobierno, o tal vez el salvador era Pinochet y no Allende. Me pregunto si hoy estamos suficientemente informados para decidir quiénes son los verdaderos terroristas y dictadores modernos. 

Tenemos la información de Amnistía Internacional de tantas violaciones a los derechos humanos, centenares de asesinatos de periodistas y defensores del medio ambiente, muchos de ellos sin duda valientes y con agendas válidas. Nos dicen que México es uno de los países más peligrosos para ejercer el periodismo y para quienes intentan proteger el medio ambiente de la construcción de presas, hidroeléctricas, minas, vías de comunicación, evitar la tala de bosques etc. Samir Flores, un activista opuesto a la construcción de una termoeléctrica en su área, un día antes de llevarse a cabo una consulta popular, fue uno de los 15 defensores del medio ambiente asesinados el 2019. En este caso como en otros surgen algunas preguntas: ¿asesinaron a Samir para detener la consulta, para amedrentar a los opositores o para desprestigiar al gobierno obradorista? Quiénes viven y mueren por proteger el medio ambiente ¿son héroes o son enemigos del progreso? ¿Están siempre en lo correcto o pudieran ser manipulados o aún pagados por intereses económicos o políticos ocultos? ¿Aseguraríamos que los organismos no gubernamentales —las ONGs (Organizaciones No Gubernamentales)—  a cargo de proteger los derechos humanos y el medio ambiente son los héroes independientes que necesitamos y nunca  los instrumentos de alguna agenda económica o política extraña? 

Como ya lo mencionamos, descubrir la legitimidad de los héroes no es una labor fácil sino una tarea de investigación, de reflexión, de entender el costo de las obras que se emprendan en un país que ha sido tan golpeado por la corrupción y la impunidad  como México. Hoy por hoy, México ha suscrito el convenio de EZCAZU en el marco de la ONU que promete transparencia, participación pública y  justicia ambiental, y la posibilidad de ser demandado ante organismos internacionales ¿independientes?

Concluimos que no es suficiente descubrir las intenciones honestas de los activistas, será indispensable entender de quién son los intereses que se están protegiendo y de dónde vienen los recursos que sostienen las actividades de organismos e individuos. Seguir el hilo del oro pues.

*****

Francisco Duarte nació en México y es un activista de Fresno. Pueden contactarlo en fresnohouse@hotmail.com.